Tarjeta de crédito física, ¿aún importa?

Hoy en día, todo tiene su versión digital y es muy sencillo pensar que a largo plazo se controlará la mayor parte de actividades de manera online. 📱 La tecnología ha traído maravillas y obviamente ha simplificado cómo vemos el mundo; sólo bastan unos segundos para comunicarnos con alguien al otro lado del planeta. 🌎


El caso de las finanzas no es la excepción. Actualmente, existen bancas digitales que te permiten contar con toda la infraestructura de una sucursal convencional desde tu smartphone. Si aún no conoces del tema, te sugerimos leer nuestro blog FinTech, la transformación del mundo financiero 🤓


A pesar del boom digital, en ocasiones es necesario contar con un respaldo físico para tener mayor flexibilidad al momento de realizar compras. En este caso, las tarjetas normalmente ya cuentan con una versión híbrida donde se conjunta lo digital y lo físico. ¡Todo un ofertón 2x1! ✌


¿Qué es la tarjeta digital?


Las tarjetas digitales te permiten comprar en sitios online con mayor seguridad en tus transacciones porque autorizan la compra hasta que generes el CVV dinámico a través de la app bancaria. Conoce más leyendo esto 🤓


En un inicio, eran para uso completamente digital, pero con la evolución tecnológica, algunos comercios físicos ya las aceptan mediante sistemas como CoDi. Son una maravilla tecnológica, sin embargo, pocos son los establecimientos preparados para pagos así. ¿Ya los has probado? Si tu respuesta es no, take it easy, la media de la población tampoco. 😉


Tarjeta de crédito física, un bien necesario


Siempre es importante contar con un respaldo de tarjeta de crédito física para no limitar nuestras compras a unos cuantos establecimientos, aunque con las nuevas bancas digitales seguramente te preguntarás cómo obtienes el plástico de tu cuenta. 🤷‍♀️


¡Es muy sencillo! Y es que normalmente la tarjeta de crédito física se solicita desde la misma app y en algunas de las bancas digitales te las envían directamente a la comodidad de tu casa sólo con unos clics de por medio. ¿Así o más fácil? 😉




Tu tarjeta de crédito física también evolucionó


Cambios importantes han habido en cuestiones de seguridad en compras digitales 🔐 y también en el diseño de plásticos. Ahora, la tranquilidad con tus tarjetas de crédito la tienes en casi todas partes sin importar que tus transacciones sean en establecimientos. Conoce algunas de las protecciones implementadas en tu tarjeta de crédito física:


Sin datos visibles


A todos nos asusta la temible clonación de tarjetas, es por ello que muchas han optado por ocultar los datos más importantes. ¿Cuáles son? Tu nombre, la fecha de vencimiento de tu tarjeta y el CVV ubicado normalmente en la parte posterior de tu plástico, el cual sirve para autorizar compras online. 🛒



Congela y descongela tu tarjeta a voluntad


En segunda instancia, existen tarjetas de crédito con la posibilidad de apagarse temporalmente desde tu smartphone. Es una ventaja al comprar con tu tarjeta de crédito física porque permanece bloqueada hasta el momento en que tú decidas. Así los estafadores no podrán realizar cargos posteriores. 👌


Notificaciones en segundos


Por si lo anterior fuera poco, al momento de realizar compras en cualquier establecimiento, te llegará inmediatamente una notificación a tu celular. ¡Ya no temas ocupar tu tarjeta de crédito física! 💳


Viajar sin problemas


Contar con una tarjeta de crédito física respaldada por entidades financieras como VISA implica una gran ventaja al momento de viajar ✈ debido a su aceptación en cualquier comercio. No importa dónde la ocupes, ya sea en tu país de origen o cualquier otro.

¡Todo sería imposible si sólo tuvieras tu tarjeta digital! 📱


Modernidad con tarjetas contactless


Algunas tarjetas no solamente te cuidan en el ámbito de protección financiera, también te ayudan a cuidar tu salud física mediante tecnología contactless. Con ellas, no necesitas manipular la terminal: simplemente, acerca tu plástico para efectuar el cobro y listo. 💵


Dinero real en retorno: cashback


Recuerda, los términos para generar el saldo revolvente cambian en cada tarjeta y algunas te generan una mayor cantidad al pagar con tu tarjeta de crédito física en establecimientos. A pesar de esto, te sugerimos escoger un producto flexible con el que no importe si son compras online o comercios fijos. 🛒


Contar con una tarjeta de crédito física es un gran respaldo en el mundo digital actual, así que toma en cuenta los anteriores puntos al momento de escoger un producto financiero. Además, considera optar por bancas digitales que cumplan con la perfecta mezcla entre la apropiación tecnológica y la practicidad física. 😉

Entradas Recientes

Ver todo